www.noticiasdealmeria.com

Educación para el progreso

google+

Comentar

Imprimir

Enviar




Invertir en Educación es hacerlo, en paralelo, en progreso y empleo. El curso escolar ha dado comienzo de manera ejemplar y con excelentes noticias para nuestro alumnado y profesorado. El Gobierno andaluz, un año más, ha realizado un gran esfuerzo para implementar la plantilla de profesorado, para construir nuevos centros, reformar los existentes y acabar con las aulas prefabricadas. Y, sobre todo: ha apostado nuevamente por la excelencia educativa, por aumentar los centros bilingües, por contribuir a la mejora de las competencias lingüísticas y matemáticas y por reforzar la formación permanente del profesorado.

La Consejería de Educación ha invertido 28,8 millones de euros en la distribución de mobiliario, material y equipamiento tecnológico y se han realización 412 obras de construcción de nuevos edificios, ampliaciones y reformas por importe de 60,65 millones. Más de 135.000 alumnos se beneficiarán de estas intervenciones.

Se ha marcado como objetivo la retirada de 181 aulas prefabricadas a lo largo de 2017 y continuar con el plan de eliminación de amianto, que este verano ha incluido 69 intervenciones en las ocho provincias. Se habla menos de estos problemas, puesto que se les está dando una solución. También se ha puesto en marcha el plan de choque para la mejora de las condiciones de climatización, con 51 actuaciones y una inversión de 2,5 millones, como paso previo a la aplicación del Plan de Climatización Sostenible y Rehabilitación Energética en los centros escolares. Todo esfuerzo es necesario para que quienes conviven y trabajan en las aulas andaluzas lo hagan en las mejores condiciones y la Junta puede presumir de no haber dado la espalda a nadie ni de haber cerrado ninguna puerta.

Como bien dijo nuestra presidenta, Susana Díaz, en la inauguración del curso escolar, la Junta pretende formar a nuestros niños y niñas para alcanzar la Andalucía de futuro y progreso en igualdad de oportunidades que deseamos los socialistas, y para que sus familias tengan el empleo digno que merecen.

Desde el PSOE, situamos a la Educación en el centro. Mucha gente depende del sistema educativo público andaluz; 1,8 millones de personas, en concreto. Pese a que, por una cuestión demográfica, se ha perdido en número de alumnos, se ha ganado en profesores y profesoras, síntoma de la apuesta por la educación que realiza el Gobierno andaluz.

Junto al refuerzo de la plantilla pública docente, que cuenta con 400 profesores más en Almería, el nuevo curso tendrá como principales retos el avance de la atención personalizada del alumnado y medidas de apoyo al profesorado.

La Junta se preocupa por la economía familiar. Este año, cada hogar puede llegar a contar con ayudas de hasta 5.000 euros anuales en bonificaciones para los distintos servicios, así como para transporte escolar. A ello se suma el sistema de becas y el programa de gratuidad de libros de texto, dotado este curso con 93,6 millones de euros.

Lógicamente, pueden existir dificultades y problemas en el camino, pero la comunidad educativa y la sociedad cuentan con el compromiso de la Junta, que siempre trabaja con las luces largas encendidas para alumbrar durante todo el trayecto y consciente de que sólo una puesta sostenida en el tiempo permite gozar de una educación pública y de calidad.

La apuesta clara y nítida del Ejecutivo autonómico con la Andalucía educativa dio comienzo el pasado lunes. Animo a los estudiantes a ponerse manos a la obra y a aprovechar todo lo que les ofrece su sistema educativo, por el que han peleado sus padres y madres y que impulsa cada curso la Junta, para ser los mejores, porque Andalucía será, también así, mejor. De ellos y ellas depende la Andalucía de progreso.