www.noticiasdealmeria.com

2-2: El Almería suma en el campo del líder

lunes 05 de marzo de 2018, 07:29h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Compartir en Meneame

Escucha la noticia

El conjunto almeriense se adelantó en el marcador y aunque el Huesca remontó, al final logró un valioso, meritorio y trabajado empate
2-2: El Almería suma en el campo del líder
Ampliar




El Almería logró un “puntazo” en el campo del líder, el Huesca, en un partido muy bien trabajado por el conjunto almeriense, que se adelantó en el marcador (0-1) y aunque el rival remontó (2-1), al final consiguió un empate valioso y meritorio que le mantiene en el camino hacia la permanencia. Soleri marcó los dos goles del Almería, mientras que los de los oscenses fueron de verdadera mala suerte; el empate fue en propia puerta de Morcillo y el 2-1 tras un rechace de éste mismo.

Lucas Alcaraz realizó cambios en el once inicial con respecto a jornadas anteriores y en este sentido optó por reforzar las bandas para contrarrestar el juego exterior de los oscenses. Así, situó a Fran Rodríguez y a Nano por delante de Marco Motta, en la banda derecha, y de Pervis Estupiñán, en la izquierda, respectivamente. Por lo demás, los mismos que ganaron en Sevilla y a la Cultural Leonesa en el Mediterráneo. Con este equipo el Almería iba a tratar de sorprender al líder, intratable en El Alcoraz, donde sólo había cedido tres empates y donde tan sólo había encajado seis goles, cifras realmente significativas.

Pero el conjunto almeriense sorprendió y a los pocos minutos de iniciarse el encuentro se adelantaba en el marcador; concretamente en el minuto 6. Rubén Alcaraz presionaba al rival, se hacía con el balón en la zona de medios del campo oscense y desde la frontal del área lanzaba a portería; el meta rechazó y Soleri, lanzándose en plancha, cabeceaba al fondo de las mallas. Era el 0-1, aunque poco antes, en el 3, el italiano tuvo otra clara ocasión tras recibir de Pozo y encarar a portero local, que mandó a córner.

El Huesca, en busca del empate, tuvo el balón y la iniciativa, pero el Almería estaba bien plantado, no dejaba espacios y se defendía de manera resolutiva, si bien no lograba montar nuevas contras como al inicio. En cualquier caso los oscenses no podían lanzar a portería, no encontraban la forma de hacerlo, y hasta el minuto 13 no dispararína por primera vez rechazando René.

El dominio, como decíamos, era del Huesca, aunque éste no lo tenía nada claro por el trabajo y la actitud de nuestros representantes. A pesar de ello los aragoneses conseguirían empatar en el minuto 34, si bien fue con un gol en propia meta de Morcillo al intentar despejar un centro de Chimy Ávila. En los últimos minutos el Almería tuvo más salida de balón, pero se llegaba al descanso con tablas en el marcador.

El segundo tiempo comenzó también con dominio oscense, aunque el conjunto de Lucas Alcaraz tenía más opciones en el juego. Dispuso de más balón, de mayor control, y en el minuto 51 Soleri fue objeto de un claro penalti por medio de Pulido que no vio el árbitro. Poco después, en el 54, Rubén Alcaraz lo intentó desde fuera del área al estar el portero adelantado y un jugador del Huesca sacó bajo los palos.

Sin embargo, cuando mejor estaba el Almería, llegó el 2-1. Gallar se fue de varios futbolistas almerienses entró en el área y Chimy Avila, sólo, disparó a gol, dando la pelota en Morcillo. Era el minuto 57. Tocaba reaccionar ante un líder crecido tras darle la vuelta al marcador, y encima en su campo.

El técnico rojiblanco ponía en liza a Lass, en el minuto 69, buscando mayor mordiente en ataque. Poco después, en el 71, el Huesca se quedaba en inferioridad numérica por expulsión de Pulido con roja directa por una fuerte entrada sobre Sulayman, y esta circunstancia la aprovechaba Lucas Alcaraz para sacar a Pablo Caballero, en sustitución de Nano. Un cambio claramente ofensivo en busca del empate. Además a continuación también ponía en liza a Fidel.

Con todos estos argumentos, bien gestionados por el entrenador, el partido pasaba a manos del Almería, que tenía el balón frente a un líder echado atrás. Su iniciativa, casta y buen hacer motivaba el empate en el 84. Pervis centraba desde la izquierda y Soleri remataba a gol. En el 85 el Huesca se quedaba con nueve por expulsión de Melero, tras dar un codazo a Motta, y el conjunto almeriense intensificaba su dominio; en el 90 a punto estuvo de llevarse los tres puntos.
Valora esta noticia
0
(0 votos)
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios