www.noticiasdealmeria.com

El Hospital de Poniente está en la fase final para ser centro autorizado para la donación de órganos y tejidos

miércoles 22 de noviembre de 2017, 15:27h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

La obtención de esta certificación permitirá realizar extracciones a donantes fallecidos para su posterior trasplante a otros pacientes en lista de espera

El Hospital de Poniente está en la fase final para ser centro autorizado para la donación de órganos y tejidos
Ampliar

El Hospital de Poniente se encuentra en la fase final del proceso que culminará con la autorización para la donación de órganos y tejidos de pacientes fallecidos. Esta solicitud ha requerido, bajo la supervisión de la Coordinación Autonómica de Trasplantes de Andalucía, la revisión de protocolos y la realización de exhaustivos estudios de calidad, equipamiento, dotación, así como de coordinación entre los profesionales del hospital y la red de donación y trasplante de Andalucía.

Esta previsto que el trabajo realizado culmine con una visita de evaluación del centro el próximo día 30 de noviembre. Tras esta visita y el dictamen de autorización, el Hospital de Poniente se sumará a la red de hospitales andaluces con programa de donación de órganos. El director gerente de la Agencia Sanitaria Poniente, José Antonio Hernández, explica que “de esa forma podremos dar mejor respuesta a la generosidad de los pacientes de la comarca del Poniente Almeriense, que cada vez más decididamente desean donar sus órganos cuando ya no los necesiten y poder así dar vida a las personas cuya única esperanza es recibir un trasplante”.

Una vez autorizado, algunos pacientes fallecidos por enfermedades cerebrales y bajo soporte artificial en unidades de cuidados intensivos o de reanimación, podrán donar sus órganos, como riñones, hígado, corazón o pulmón. Estos órganos se destinan al trasplante de pacientes en lista de espera, cuyos órganos no funcionan de forma adecuada y que al no existir más posibilidades de tratamiento o bien fallecerían de no trasplantarse; o como en el caso de los pacientes en diálisis, precisarían de este tratamiento artificial de por vida.

La acreditación también posibilita que los pacientes fallecidos en el hospital puedan donar tejido óseo y córneas, que serían posteriormente empleados en pacientes cuyas intervenciones no son posibles sin implantes de hueso, como en casos de grandes fracturas, algunas cirugías complejas de prótesis o de tumores óseos. Las córneas donadas permitirán recuperar la visión a otros pacientes con determinadas enfermedades oculares.

La inmediatez es crucial

En algunas condiciones, con las funciones del paciente mantenidas con ventilación artificial y otros soportes, puede acontecer la muerte del paciente y a pesar de haber fallecido, sus órganos permanecen funcionantes durante un corto periodo de tiempo. Esta situación es una cuenta atrás, muy inestable y poco certera, por lo que la rapidez y coordinación es fundamental para llevar a cabo el proceso de donación con éxito.

El protocolo ante un posible donante arranca tras el fallecimiento del paciente, con la entrevista a su familia para que muestre la conformidad del paciente con la donación. Tras este acto de generosidad de los donantes y sus familiares, se pone en marcha un equipo de personal sanitario, para llevar a cabo la intervención.

De forma paralela se da aviso a la Organización Nacional de Trasplantes de las características del donante, para poder encontrar de entre los pacientes en lista de espera, a los receptores más compatibles para los distintos órganos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Noticias de #Almeria

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.