ISSN 1989-8630 **
20 de noviembre de 2019, 10:27:01
Economía


CSIF valora el crecimiento del empleo público en Andalucía, pero alerta de su temporalidad y precariedad


La EPA refleja en el primer trimestre del año el aumento en 13.100 puestos públicos en la región y un total de 570.400 empleados públicos, cifras cercana a las de antes de la crisis




CSIF, primer sindicato de la función pública andaluza y tercero en la empresa privada, celebra el aumento del empleo público en Andalucía que refleja la Encuesta de Población Activa (EPA) hecha pública hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE), aunque alerta de la temporalidad y de la precariedad que sufre la función pública andaluza.

Según estos datos, el empleo público ha crecido en Andalucía en 13.100 puestos en el primer trimestre de 2018, cerrando la cifra total de empleados públicos en 570.400 en la región, números cercanos a los previos a la crisis económica, ayudado por el mantenimiento efectivo de la jornada laboral de 35 horas semanales a pesar de los recursos del Gobierno central, que ha influido en la creación de empleo, como ya señaló en su día el sindicato. En concreto, Andalucía contaba con 565.700, 4.700 menos que ahora, en el primer trimestre de 2012, justo antes de la puesta en marcha del Plan de Ajuste de la Junta de Andalucía, que frenó la creación de empleo público.

A pesar de ello, las cifras actuales están aún muy alejadas de las previas a los recortes de 2010. En el tercer trimestre de 2010, justo antes de los ajustes puestos en marcha por el Gobierno de Zapatero, Andalucía contabilizaba 597.100 empleados públicos, 26.700 trabajadores menos. Precisamente, CSIF lleva meses reclamando una oferta de empleo público cercana a esos 26.000 puestos públicos para paliar el grave déficit de personal que sufre el sector público en Andalucía. Las cifras actuales son similares a las del primer trimestre de 2010 (571.600 entonces), por lo que el sindicato reclama una apuesta por lo público similar a la que se hizo en aquel momento.

Aunque CSIF valora este crecimiento en el empleo público, advierte a las distintas administraciones que la precariedad y la temporalidad que sufre el sector público andaluz comienza a notarse en los servicios que reciben los ciudadanos, por lo que exige medidas para acabar con éstas y una apuesta real y efectiva por lo público.

Respecto a lo privado, CSIF lamenta que en Andalucía vuelva a crecer el paro, en concreto en 15.100 personas en el primer trimestre de 2018, destruyendo 3.900 empleos, situando el número de desempleados en 975.700. El sindicato reclama, cuanto antes, medidas efectivas y reales contra el paro y la precariedad, situando en primer lugar la convocatoria de una nueva Concertación Social que, de manera eficiente, rediseñe el tejido productivo andaluz y ponga fin al drama que vive cerca de un millón de andaluces.
Noticias de #Almeria.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.noticiasdealmeria.com