www.noticiasdealmeria.com

El Centro UNESCO de Andalucía se pronuncia en contra de la restauración de la Muralla de La Hoya

En su informe muestra su preocupación por el criterio aplicado por la Delegación Provincial de Cultura de la Junta y explica que “El acero corten es inadecuado con materiales porosos”

miércoles 23 de abril de 2014, 10:55h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Compartir en Meneame

Escucha la noticia

El Centro UNESCO de Andalucía cuestiona la restauración de la Muralla de La Hoya, así como su legalidad, en un informe que ha dado a conocer públicamente. En dicho informe, se valora la importancia histórica de la muralla y su relación con la Alcazaba y el entorno, y se solicita que se elimine el acero corten de sus torres y se haga una restauración que recupere los valores estéticos y patrimoniales que tenía el monumento.

En su informe, el Centro UNESCO considera que “los añadidos de acero corten constituyen una desafortunada actuación que permite la experimentación injustificada y la voluntad de creatividad artística contemporánea frente a la poética del lugar, a los valores de las técnicas constructivas tradicionales y a la imagen consolidada del monumento”. Igualmente, sostiene que dicha intervención es aún más grave cuando se hace sobre un Bien de Interés Cultural (BIC) de propiedad pública, con promoción y financiación también públicas, por lo que podría ser interpretada como un ejemplo a seguir en futuras intervenciones.

En este sentido, el Centro UNESCO de Andalucía muestra su preocupación por el criterio aplicado por la Delegación Provincial de Almería de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía en ésta y otras obras en monumentos de la provincia, como el mausoleo romano de Abla y el castillo inferior de Bacares. En opinión del Centro se debería de aplicar el criterio de reversibilidad, para volver a recuperar los valores estéticos y patrimoniales que tenía la muralla del Barranco de la Hoya antes de la reintegración de volúmenes realizada con acero corten.

Según explica el documento, “el acero corten presenta una textura lisa y un color marrón oscuro que supone un tremendo contraste con el resto de la muralla, a la vez que tiene la desventaja de producir manchas de oxidación sobre las fábricas antiguas de tapias situadas debajo, al encontrarse en un ambiente próximo al mar y a la intemperie”.

El Centro UNESCO estima que el material es totalmente inadecuado cuando se utiliza en restauraciones de monumentos construidos con materiales porosos como las tapias andalusíes, indican desde el centro. Además, informan de que el artículo 20.3 de la Ley 14/2007 del Patrimonio Histórico de Andalucía (BOJA 19/12/2007) prescribe que “los materiales empleados en la conservación, restauración y rehabilitación deberán ser compatibles con los del bien y con su tradición constructiva”.
Valora esta noticia
0
(0 votos)
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

0 comentarios