www.noticiasdealmeria.com
La oradora de Los Coloraos dice que “algunos no saben discernir entre libertad y libertinaje”
Ampliar

La oradora de Los Coloraos dice que “algunos no saben discernir entre libertad y libertinaje”

lunes 24 de agosto de 2020, 14:06h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Escucha la noticia

“La cultura histórica debería ser prioritaria en el sistema educativo”, afirma María Dolores Durán durante el Pregón de 'Los Coloraos'




La historiadora ha sido la oradora del acto en memoria de los Mártires de la Libertad, donde el alcalde ha resaltado la importancia de “defender los valores de libertad, pluralismo y democracia”

Un año más, y bajo las excepcionales circunstancias marcadas por la actual crisis sanitaria, el Ayuntamiento de Almería ha conmemorado hoy, 24 de agosto, con toda la solemnidad posible el aniversario del episodio histórico de la intentona de 'Los Coloraos' y el modo en que este hecho ha ocupado el interés y la memoria colectiva en la ciudad. Y lo ha conmemorado con el pregón de la oradora Maria Dolores Durán Díaz, historiadora, profesora e investigadora, la cual ha ofrecido una visión didáctica de este hecho histórico y lo ha enlazado con la relevancia de la palabra ‘libertad’. Tras su intervención ha recibido, como es tradición, el Escudo de Oro de la ciudad, impuesto por el alcalde, Ramón Fernández-Pacheco.

María Dolores Durán ha reflexionado que “lo mismo que los científicos, con referencia al COVID, nos dicen que una persona puede contagiar a diez rápidamente y eso nos preocupa, también la insensatez, la falta de criterio, la incultura, el que no se razone ni se analice… todo ello es perder la oportunidad de ser partícipes de actuaciones y cambios positivos… En el fondo podemos seguir comprobando la tozudez y la sinrazón del pensamiento único y excluyente”. Una frase que enlaza con la aseveración de que “por desgracia hoy algunos no saben discernir entre libertad y libertinaje”. Y por eso asegura que “el tener cultura histórica debería ser prioritario en el sistema educativo, algo básico, fundamental”.

El alcalde de Almería ha sido el encargado de presentar a la oradora, en una ceremonia celebrada en el Salón de Plenos del Ayuntamiento, habiéndose suspendido, por prevención, el acto de la ofrenda ante el monumento, aunque previamente el Consistorio sí había colocado las tradicionales coronas. Fernández-Pacheco ha afirmado que “este es el único acto institucional del Ayuntamiento para la Feria, en este caso la No Feria. Los almerienses nos reunimos para reafirmar nuestro compromiso con los valores de la libertad y los derechos políticos y sociales que iluminaron aquella intentona liberal, en lo que ha acabado convirtiéndose en una tradición que es, a la vez, popular y solemne, porque a todos nos atañe, porque a todos nos incluye y porque a todos nos representa”. Una frase que engarza con una reflexión: “como alcalde de Almería, me siento muy orgulloso de que los almerienses mantengamos vivo el recordatorio anual de la expedición de 'Los Coloraos', cuyo trágico desenlace tuvo lugar un día como hoy, hace ahora 196 años”.

Ramón Fernández-Pacheco ha concluido alabando a la oradora, por “su defensa permanente de los valores de libertad, pluralismo y democracia que un año más nos reúnen en torno a la alargada sombra del Pingurucho”.

Oradora

El Homenaje a 'Los Coloraos' es el reconocimiento a los llamados Mártires de la Libertad, aquellos 22 liberales que el 24 de agosto de 1824 fueron fusilados en la Rambla de Belén, en su aspiración de recuperar la vigencia de la Constitución de Cádiz frente al absolutismo. Uniformados con casacas rojas murieron en defensa de la libertad, el mismo color que ha predominado durante esta ceremonia.

María Dolores Durán ha explicado el contexto histórico del Levantamiento “con un país donde reina de forma absolutista Fernando VII, con una represión política atroz y vengativa, y donde el exilio, voluntario o forzoso, era una de las pocas opciones viables”. También, como siempre, hay que situar los intereses internacionales en este gran tablero de los inicios del XIX y que “resumiéndolo mucho se concretaba en el vasallaje a las dos grandes potencias enfrentadas: Inglaterra y Francia”.

Hubo varios levantamientos en esos años, todos con un patrón bastante común: “expediciones revolucionarias formadas por unos centenares de sublevados que salían cerca de Gibraltar, desembarcaban tras pocas millas de navegación, en Cádiz, Málaga y Almería, integrados tanto por soñadores idealistas liberales como por contrabandistas, bandidos y salteadores, al mando de unos pocos militares. Destacaron dos levantamientos, el llevado a cabo en Tarifa donde se encerraron en el Fuerte de Santa Catalina durante 17 días y el levantamiento de Almería. En ambos casos las fuerzas gubernamentales derrotaron claramente a los sublevados”, explica la profesora Durán.

De inmediato, la historiadora se ha centrado en el suceso vivido en la ciudad en agosto de 1824: “El enfrentamiento de 'Los Coloraos' y las tropas y voluntarios realistas fue el esperado, dada la superioridad numérica y la falta del factor sorpresa. Los revolucionarios se dispersaron hacia Sierra Alhamilla donde fueron posteriormente capturados. Días más tarde, en la mañana del 24 de agosto, por orden de la Comisión militar de Almería, sin juicio previo, arrodillados y con los ojos vendados se llevó a cabo su fusilamiento. Sus cuerpos fueron enterrados en el cementerio contiguo a la iglesia de San Juan”.

Ha concluido el pregón enumerando los diferentes emplazamientos del Monumento, que en 1870 se instaló en la Puerta de Purchena, luego se trasladó a la Plaza Vieja (1899), destruido por la visita de Franco a Almería en 1943, y levantado de nuevo, ahora en mármol de Macael, en 1988. Por eso, la historiadora ha finalizado el pregón aseverando “que la sangre vertida por 'Los Coloraos' en nombre de la democracia y de la libertad, siga impulsando a los almerienses a llevar con orgullo la leyenda: Muy noble, muy leal y decidida por la libertad, Ciudad de Almería”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios