www.noticiasdealmeria.com

Poner en valor la Plaza Vieja

domingo 06 de octubre de 2019, 20:36h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar





Concluir la rehabilitación de la Casa Consistorial y la urbanización de su Plaza Vieja no puede seguir siendo más objeto de debate. Mientras que para unos este asunto, convertido en arma arrojadiza política, no es más que una forma de continuar llevando al ostracismo y al olvido los deseos de desarrollo y avance de esta ciudad; para nosotros, como Equipo de Gobierno municipal, es, sin embargo, una imperiosa necesidad en la que venimos trabajando largo tiempo.

Queremos que la Plaza Vieja tenga su protagonismo, ofreciendo una imagen más atractiva; que potencie el recinto y el conjunto arquitectónico y ponga en valor elementos fundamentales que engloba esta plaza, como el propio Ayuntamiento, la silueta del BIC del Convento de Las Claras, la galería porticada entre edificaciones y las propias edificaciones, catalogadas en diferentes niveles de protección.

En el objetivo de la puesta en valor del conjunto arquitectónico, la modificación del Plan General que planteamos al próximo Pleno posibilita el traslado, que no talado, del anillo interno del arbolado por entorpecer la visión general de dicho conjunto a un lugar público más adecuado a las características de esta especie arbórea (ficus), así como poder plantar nuevas especies y elementos que, por sus características y ubicación, mejoren este espacio urbano protegido.

Frente a la manipulación, la mentira y el ruido de la oposición socialista, los números, como el resultado de las urnas, refrendan nuestra apuesta por una Almería medioambientalmente sostenible. Nuestra ciudad cuenta hoy con 2.113.479 m2 de zonas verdes y 51.284 árboles. Representa un ratio de 10,8 m2, y de 1 árbol por cada 2,8 habitantes. Y desde 2011 se han incrementado las zonas verdes un 20% y los árboles un 15%.

Y así vamos a seguir. Los 25 nuevos árboles de sombra, cuatro más que los 21 ficus actuales, los 15 conjuntos arbustivos y las 5 palmeras vendrán a ofrecer una fisonomía diferente y más moderna de nuestra Plaza Vieja y pondrá al servicio de los intereses generales el verdadero valor del conjunto de nuestra plaza porticada, aunque a algunos les moleste.