www.noticiasdealmeria.com

Alcalde de todos y para todos

domingo 16 de junio de 2019, 20:28h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar





Sin sorpresas de última hora, Ramón Fernández-Pacheco fue investido el pasado sábado alcalde de Almería para los próximos cuatro años por mayoría absoluta, en un solemne y emotivo acto celebrado en el Auditorio Municipal Maestro Padilla. Se inicia así un nuevo tiempo en el que, junto a todos los almerienses, y con “la mano tendida, sin excepción, a los grupos con representación municipal” pretende lograr que “Almería aproveche el gran momento que está viviendo”.


Así lo dejó claro en un discurso en el que reivindicó el papel del Ayuntamiento para liderar el enorme caudal de talento con denominación de origen que atesora esta tierra. Para ello, espera contar con el apoyo de sus doce concejales, pero también de los catorce restantes de la oposición, los que le dieron su apoyo, Ciudadanos y Vox, y los que no lo hicieron, a los que ofrece colaboración leal, diálogo y respeto mutuo.

Una oferta que es reflejo de la personalidad del propio alcalde, quien, desde su primer día en el cargo, hace ahora algo más de tres años, ha hecho pivotar la política municipal en torno a dos premisas fundamentales: diálogo y consenso. Una forma de ser y de entender el servicio público que le han valido el apoyo mayoritario de los almerienses para continuar con su trabajo al frente de un nuevo Equipo de Gobierno.

Durante su investidura, no olvidó (estoy segura de que tampoco lo hará a lo largo de los próximos cuatro años) a quienes han depositado en él su confianza. Ante ellos, con diferentes ideas e ideologías, igual que ante quienes no le votaron, mantuvo el compromiso de renovar esa confianza obtenida con trabajo y resultados.

Y no hay mejor manera de conseguirlo que escuchando para, después, actuar en beneficio de los vecinos. Para el alcalde, esta Corporación que ahora comienza ha de apoyarse siempre en la sociedad almeriense. “Almería ha sido, es y será la guía de todos mis actos”, declaró a modo de principio porque, añadió, “estamos en disposición de entrar en la segunda década del siglo XXI en unas condiciones inmejorables”.

La institución más cercana a los ciudadanos, su Ayuntamiento, inicia una nueva etapa, con un mismo capitán y mayor liderazgo, pero con renovada tripulación. El rumbo es bueno, pero será responsabilidad de todos que el barco llegue a buen puerto.