www.noticiasdealmeria.com
Síganos en Telegram: Gratis e inmediato
Almería es el territorio ibérico que más suelo pierde por erosión hídrica

Almería es el territorio ibérico que más suelo pierde por erosión hídrica

sábado 16 de julio de 2022, 16:02h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Add to Flipboard Magazine. Compartir en Meneame

Escucha la noticia

Multiplica por tres la tasa media española, y por seis la europea, aunque los peores datos están en el norte del continente


Almería es el territorio de la península Ibérica que más suelo pierde por erosión hídrica, según un informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente sobre los problemas de los recursos hídricos en el sur de Europa.

Así, Almería multiplica por tres la tasa media española, y por seis la europea.

Las tasas medias de erosión del suelo por agua en la Unión Europea ascienden a 2,46 toneladas por hectárea por año, resultando en una pérdida anual total de suelo se estima en 970 megatoneladas, según Eurostat, mientras que en suelo español es de cinco toneladas por hectárea.

En Almería, Granada o Jaén, la pérdida de suelo por erosión hídrica en áreas agrícolas principalmente, se estimó entre 10 y 15 toneladas por hectárea en 2016 según Eurostat, mientras que en muchos lugares de España apenas alcanzó las cinco toneladas por hectárea. Otros países como Italia sufren también este tipo de pérdida de suelo en regiones del sur como Calabria o Sicilia, siendo el peor dato el de Liechtenstein, seguido de la región de Osttirol.

El informe destaca, además, que de todos los países de la ribera norte del mar Mediterráneo, España es más susceptible a sufrir la desertificación sobre todo en las zonas semiáridas debido a su morfología montañosa con fuertes pendientes, fuertes lluvias con gran capacidad de erosión, condiciones climáticas que van de subhúmedo a semiárido, temperaturas y precipitaciones con grandes variaciones de un año a otro o sistemas sobreexplotados por el "delicado equilibrio" entre la disponibilidad de recursos hídricos y su explotación.

La desertificación "puede ocasionar una reducción de la infiltración en el suelo y, por tanto, un mayor flujo superficial, con el correspondiente aumento del caudal máximo de crecida. La desertificación también provoca modificaciones en la cubierta vegetal, que actualmente está sufriendo cambios rápidos como resultado de la deforestación, bien para obtener combustibles o bien para obtener más tierra cultivable. La cubierta vegetal nueva, si existe, se compone de cultivos o de una vegetación pobre. El suelo está desprotegido y la erosión ocasionada por el aumento del flujo superficial en el suelo es cada vez más grave, iniciándose así un proceso en espiral".

Es una información de noticiasdealmeria.com:..
Valora esta noticia
0
(0 votos)
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios