www.noticiasdealmeria.com

Tú te trasladas, pero tu trastero no

lunes 25 de mayo de 2020, 08:00h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Escucha la noticia

Tener un trastero o un almacén es una necesidad tanto para profesionales como para particulares. No hace falta entrar mucho en detalles, pero las viviendas no son todo lo amplias que nos gustaría, sobre todo en las grandes ciudades, y es imprescindible un lugar donde poder almacenar todo aquello que necesitamos, pero que no nos cabe en el apartamento. El problema está en que en demasiadas ocasiones los pequeños pisos del centro de la ciudad no tienen ni tan siquiera una terracita donde almacenar las cosas, y mucho menos un trastero en el garaje o en la azotea.

Para dar respuesta a esta necesidad están los almacenes de Trastering, que también están disponibles para autónomo y pymes que también se encuentran en la misma situación. Podemos pensar en el albañil, o el carpintero, o el jardinero, o el metalista, o cualquier otro profesional que no quiere llevar a casa sus herramientas porque son muchas y pesadas, o sencillamente no le caben en ella, y más aún si tiene que apilar materiales, que de ninguna manera se llevaría a su domicilio como hierros, tierra, cemento, o cajas de cualquier cosa. De esta manera, no precisa tener alquilado un local con los enormes costes que conlleva y al que no le va a sacar ningún partido, y le basta un trastero a su medida.

Además esta solución es muy oportuna si nos vivimos de alquiler y cambiamos de casa cada cierto tiempo, ya sea por necesidad laboral, ya sea porque encontramos algo más económico, o sencillamente porque nos apetece cambiar. Nuestra mudanza se va a reducir a trasladar lo mínimo, porque nuestro trastero seguirá ahí, donde siempre.

Una idea más que nos permite disponer de un trastero de estas características, es que si nos gusta la ropa y no nos cabe en el armario, o si compramos muebles, o complementos como cuadros, jarrones, carteles, mesas… podemos ir renovando nuestro hogar con frecuencia, porque podemos ir retirando aquello que no nos guste y tenerlo disponible si nos apetece venderlo, o recuperarlo tiempo después. Y qué decir si has comprado equipos de deporte como una bicicleta estática, o un banco de abdominales, y no lo usas, pues lo puedes guardar en el trastero hasta que te animes de nuevo, y no tienes por qué tenerlo en medio del salón o del dormitorio.

Trastering garantiza la máxima seguridad para sus trasteros, a los que tienes acceso directo con vehículo, posee un amplio horario y alquiler flexible para que dispongas de ellos como si estuviesen en tu casa.

Además todos los almacenes son en planta baja lo que facilita acceder a ellos sin problemas, aunque transportes cosas pesadas o delicadas.

Las posibilidades son tantas como las necesidades del cliente, el que necesita guardar cosas porque se está mudando de casa, o quien está cambiando de sitio su negocio, o quien quiere guardar cosas en privado fuera de su domicilio de su sede empresarial, o quien ha cerrado su negocio pero está a la expectativa de abrir de nuevo y tiene que almacenar mesas, sillas, ordeanadores.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios