www.noticiasdealmeria.com

Que no estaba muerta, que no…

Por Rafael M. Martos
x
directornoticiasdealmeriacom/8/8/26
https://www.noticiasdealmeria.com
viernes 27 de enero de 2017, 18:13h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Add to Flipboard Magazine. Compartir en Meneame

Escucha la noticia

La Mesa de las Infraestructuras no estaba muerta, que no, que estaba de parranda, que no se entiende que llevara cuatro años desaparecida, sin ser convocada, como si todos los males de Almería hubiesen sido resueltos, como si el agua ya no fuera un problema para la agricultura, como si las autovías prometidas estuviesen terminadas, como si el AVE (en fin, ya me entienden…) llegara puntual a su estación soterrada.

Que no estaba muerta, oiga, que estaba de parranda mientras la conexión ferroviaria con Sevilla sufría en estos cuatro años un retroceso que le ha hecho perder 175.000 viajeros en ese tiempo. Les pilló de parranda cuando encajaron dos trasbordos y un trayecto en autobús, para que la comunicación con la capital de Andalucía durara ahora 46 minutos más que hace una década.

De parranda, oé oé oé, que ni se enteraron de que el nocturno con Madrid sigue sin recuperarse, y que el viaje es infumable, y que si algo ha mejorado ha sido sin su participación, colaboración, o intervención.

Que no estaba muerta, que no, que estaba de parranda cuando el Gobierno central no invirtió lo presupuestado para el AVE, cuando tapió los túneles. Que también le pilló de parranda lo de la Autovía del Almanzora, y claro, se liaba al contar los años de retraso en la ejecución, y menos mal que han tenido suerte y se han reunido cuando se reinician las obras del desdoblamiento de la Vera-Garrucha.

Y qué decir del agua, ese problema resuelto para siempre según sentenció ella misma. De parranda estaba, y el trasvase del Ebro que defendían está sólo en las hemerotecas, como las desaladoras prometidas.

Que sí, que la Mesa de la Infraestructuras no estaba muerta, que no, que estaba de parranda, y lo que pasa es eso, que han visto el empuje de la Mesa en Defensa del Ferrocarril, y claro, han cogido un ataque de cuernos (“siempre tan modernos”, como canta Joaquín Sabina) y tenían que reivindicarse, con cara de circunstancias y fotos. Ya se sabe, es aquello de “yo la vi primero”, que en este caso es “eso ya lo pedimos nosotros primero”.

Nadie ha llorado su ausencia, nadie le ha guardado luto, qué pena más grande, cuanta ingratitud de los almerienses ¡con lo que esta Mesa ha sido!

Menos mal que aún hay esperanza, que no estaba muerta, joé, que estaba de parranda… vamos a esperar que se le pase… y hablamos en serio.

Rafael M. Martos

Editor de Noticias de Almería

Periodista. Autor de "No les va a gustar", "Palomares en los papeles secretos EEUU", "Bandera de la infamia", "Más allá del cementerio azul", "Covid19: Diario del confinamiento" y la novela "Todo por la patria"