www.noticiasdealmeria.com
Síganos en Telegram: Gratis e inmediato
Ventajas y desventajas de los humidificadores en los hogares

Ventajas y desventajas de los humidificadores en los hogares

Escucha la noticia

¿Son buenos o malos estos dispositivos para tu hogar? Te lo contamos absolutamente todo.



¿Comprar o no comprar un humidificador para casa? Con todo lo que ha sucedido durante el último año, la preocupación por la calidad del aire se ha vuelto prácticamente una necesidad a cubrir en los hogares. Las familias están haciendo todo lo posible por mejorar este aspecto de sus viviendas.

Y la forma que tienen de hacerlo no es más que comprando dispositivos que se encargan de cambiar las condiciones o incluso de filtrar el aire. Sin ir más lejos, ahí están los humidificadores de aire. Unos pequeños aparatos que regulan la humedad de una habitación sin problemas.

Se venden más que nunca, pero en muchas ocasiones se desconoce realmente por qué se compra. ¿Qué ventajas ofrecen los humidificadores? ¿Qué problemas puede provocar su uso? Vamos a analizar ambos aspectos para ver todo lo positivo y negativo de esta propuesta.

Lo bueno y lo malo de los humidificadores

¿No sabes si comprar o no un humidificador? La oferta es muy amplia, pero para disipar dudas sobre modelos y opciones, echa un vistazo a esta guía de compra. Ahí tienes buenas referencias por las que empezar, y lo que puede terminar de guiarte una vez leas lo que tenemos que contarte.

Porque los humidificadores se han vuelto especialmente famosos, y el motivo de ello no es más que la fórmula que plantean. Son dispositivos ideales para regular las condiciones de humedad de cualquier entorno cerrado, lo que permite disfrutar de un clima más agradable dentro de casa.

Pero también hay que tener en cuenta que no son unos aparatos perfectos, y que hay que valorar otros aspectos importantes que llevan a ciertas desventajas o contras por su uso. Vamos a coger la balanza para ver lo bueno y lo malo, los pros y los contras de los humidificadores.

Ventajas

La primera ventaja que tenemos que destacar es que los humidificadores cuidan nuestra salud. Estos dispositivos consiguen que los gérmenes de la gripe y el resfriado, incluso de otras enfermedades, tengan menos posibilidades de mantenerse en el aire. Automáticamente, esto implica menos riesgo de enfermar.

Los síntomas de la EPOC o de enfermedades pulmonares serias se ven reducidos al conseguir el índice de humedad adecuado en el aire y evitar la sequedad excesiva.

Asimismo, y aunque parezca extraño, también cabe decir que un humidificador ayuda a que las plantas crezcan mejor en casa. Todas necesitan tener un índice de humedad aproximado del 23%, o al menos las variantes domésticas que se suelen tener. Con este aparato, en caso de calor extremo o mucha sequedad en el aire, se evita que sufran y se favorece su correcto crecimiento.

Cabe añadir, por supuesto, que los humidificadores también se encargan de regular la humedad durante todo el año. Suena a obviedad, pero es algo que reduce considerablemente el impacto que pueden causar los cambios de estación.

Se consigue cierta homogeneidad en términos de humedad a lo largo de todo el año. Algo que evita por ejemplo la sequedad excesiva en la nariz durante el invierno, o la humedad pegajosa del verano.

En resumidas cuentas, estos aparatos mejoran la calidad de vida en todo lo que tiene que ver con las condiciones térmicas y de humedad del aire en la vivienda. De ahí que estén tan en boga últimamente.

Desventajas

En la otra cara de la moneda están las desventajas de los humidificadores, aunque cabe destacar que en la mayoría de ocasiones todo se debe a un mal uso o regulación de estos aparatos.

Obviamente, si se tiene un humidificador en casa, se tiene otro aparato más que hay que limpiar. De hecho, es aconsejable desmontarlos de vez en cuando para limpiarlos en profundidad y que sigan funcionando bien. Otra tarea doméstica más, pero una que, en realidad, solo nos aporta bien.

Una mala regulación de estos aparatos puede hacer que eleven la humedad por encima de lo recomendable, lo que propicia la aparición de determinados organismos o bacterisa, como por ejemplo la legionella.

Por eso mismo hay que insistir en su correcto uso y, sobre todo, en la limpieza de su interior y sus filtros. Descuidar los humidificadores siempre trae problemas que pueden derivar en enfermedades, pero cuidarlos provoca el efecto totalmente contrario.

También hay que tener en cuenta que son aparatos que, mientras funcionan, generan cierto ruido. No es algo especialmente molesto, pero sí que debe tenerse en cuenta, ya que es inevitable que el silencio se rompa por su funcionamiento.

Por lo demás, lo cierto es que pesan mucho más las ventajas que las desventajas en general. Estos dispositivos se usan con más y más frecuencia porque han demostrado que sus bondades son eficaces y vienen genial para cuidar nuestra salud y nuestro entorno.

Es una información de noticiasdealmeria.com:..
Valora esta noticia
0
(0 votos)